2021-09-08 13:48:40

'El Covid-19 es el temor más pequeño' para 500 emigrantes cubanos que quieren pasar de Colombia a Panamá.

En Necoclí, un nuevo episodio de la crisis migratoria se agrava con la pandemia. Muchos emigrantes esquivan los test de coronavirus por miedo a que les impidan continuar.

https://diariodecuba.com/cuba/1631119677_33959.html

#DDC #CrisisMigratoria #CrucedeFronteras



Unos 500 emigrantes cubanos están en Necoclí, Colombia, a la espera de poder cruzar hacia Panamá para continuar su camino hacia Estados Unidos y en medio de un aumento de los casos de Covid-19, cofirmó a DIARIO DE CUBA Lilia Córdoba, asesora de la alcaldía local en Migración.


"El Covid es el temor más pequeño del emigrante. A uno le ha tocado vivir una dictadura, explotación laboral, corrupción, robos, violaciones…", dijo un cubano que pidió mantenerse en el anonimato. Se refería a que muchos emigrantes varados en Necoclí esquivan hacerse la prueba para detectar el Covid-19 por temor a que, si dan positivos, no los dejen continuar.


El pasado domingo se conoció la muerte de un hombre de nacionalidad haitiana que había sido remitido a la ciudad colombiana de Montería desde Necoclí. También murió un emigrante de Ghana. Las autoridades locales montaron un cerco epidemiológico para detectar contagios entre los contactos de los fallecidos, pero los familiares ya habían tomado la selva del Darién.


"Desde de Necoclí fue remitido un paciente de sexo masculino, de nacionalidad haitiana, con graves síntomas de enfermedad respiratoria. Se le dio atención primaria, se internó en sala de cuidados especiales, pero falleció. La causa del deceso fue por Covid-19", dijo a DIARIO DE CUBA una fuente oficial que pidió no ser identificada.


Los haitianos son el grupo más numeroso, seguidos por los cubanos, en Necoclí, que vive un nuevo episodio de una larga crisis migratoria, ahora agravada por la pandemia. Diariamente se realizan alrededor de 50 consultas médicas a emigrantes en el hospital de la pequeña localidad, la mayoría de ellas asociadas a problemas respiratorios.


En la actualidad llegan alrededor de 1.500 emigrantes diariamente a Necoclí, pero solo pueden embarcar 500 hacia la frontera con Panamá, lo que ha generado una aglomeración de 14.000 migrantes y un colapso de los servicios públicos, especialmente el suministro de agua y la capacidad de atención médica en el hospital San Sebastián de Urabá.


Aunque el municipio de Necoclí ha suscrito un convenio con el hospital, los recursos económicos se han quedado cortos para la atención de tantos emigrantes. A las enfermades gastrointestinales y enfermedades de base se suma un brote de enfermedades respiratorias, que se ha agudizado en los últimos días.


Por tal motivo, la alcaldía de Necoclí envió un oficio al Ministerio de Salud y Protección Social de Colombia, firmado por la secretaria de Salud, Kyhara Alexa Berrio, solicitando apoyo para la población migrante.


En el documento, al que tuvo acceso DIARIO DE CUBA, se explica que en una semana, en el hospital de Necoclí han buscado atención médica 40 migrantes con síntomas de infección respiratoria aguda no especificada y se han identificado 11 casos positivos de Covid-19. También están bajo supervisión médica 28 emigrantes embarazadas.


La médica Kyhara Alexa Berrio también advirtió que los emigrantes evitan las pruebas de Covid-19. Según la secretaria de Salud, la semana pasada se hicieron test para detectar la enfermedad, pero de 1.500 muestras tomadas solo 240 fueron de migrantes.


El sacerdote Henry Alberto Lopera, de la parroquia de Necoclí, que ayuda a los emigrantes, confirmó a DIARIO DE CUBA que ha visto el brote de enfermedades respiratorias. "Al caminar por las carpas donde pasan los días los migrantes, o al visitar los hospedajes, uno se encuentra no a decenas, sino a cientos de enfermos. Hay muchos niños de brazos que respiran con dificultad. Temo un brote de Covid-19 tanto en la población migrante como en la local".


Actualmente, en Colombia hay falta de vacunas contra el Covid-19, por lo que se teme un nuevo pico de infectados para octubre. Ciudades como Medellín han declarado la emergencia sanitaria.


Según un empleado de una empresa local de transporte, la situación en Necoclí tiende a empeorar.


En el mes de julio la canciller de Colombia, Marta Lucía Ramírez, anunció un acuerdo con Panamá para darle un trato humano al migrante, superar la crisis migratoria en Necoclí, y permitir el paso de 500 migrantes diarios. Pero "esa señora vive en otro mundo, con eso jodió más la cosa", opinó el transportista. "Antes de ese cacareado anuncio, salían 1.500 migrantes diarios. Y en temas migratorios, en Necoclí quien manda es un funcionario enviado por Panamá, él supervisa cuántos migrantes salen y constantemente amenaza con cerrar la frontera si se permite el embarque de más migrantes", dijo.
 


Comments

No comments yet!


Comment